¿Qué es una IP fija?

Es posible que a estas alturas hayas oído hablar sobre las redes IP, más que nada porque ya hemos hablado laaaaargo y tendido en nuestro diccionario sobre ellas, pero nos queda definir qué es una IP fija… así que vamos al lío:

IP fija: qué es

qué es una ip fija

Como puedes extraer a partir de su nombre, una ip fija es una dirección que se emplea para identificar exclusivamente una conexión a Internet, para asociarla a distintos servicios. 

Es un servicio que suelen ofrecer los operadores y que principalmente está enfocado a empresas. Aunque los particulares también lo pueden contratar. 

La finalidad de contratar una IP fija, es la de poder identificar a la interfaz en red de un dispositivo que utilice un protocolo IP, para así tener una dirección exclusiva y reconocible en Internet. De hecho, funciona de manera similar a lo que sería un número de teléfono, que identifica de manera inequívoca a una persona. 

No se puede confundir con el concepto de IP dinámica, dado que la diferencia está principalmente en que se emplea de forma temporal por un usuario. Si se deja de utilizar, a partir de ahí se le puede asignar a otra persona diferente. 

Si la IP es fija, la realidad es que el número identificador no cambia. Tampoco varía si se hace un reinicio del router, por lo que siempre serán las mismas IP, para los equipos y dispositivos conectados.  

¿Para qué se emplean las IPs fijas?

Lo cierto es que una IP fija se emplea para usar determinadas herramientas que requieren de una identificación única para su acceso. Por ejemplo, alojamiento de servidores, pasarelas de pago o herramientas tipo videovigilancia

Como ves, estamos ante herramientas que habitualmente emplean y necesitan las empresas, por eso su uso se suele identificar con el usuario profesional y no particular. Aunque como te decimos, ambos lo pueden contratar. 

¿Por qué podría interesar contratarlo? Aparte del uso de ciertas herramientas, lo cierto es que una IP fija permite tener una identidad propia en la red. También permite que las webs funcionen más deprisa.

Al fin y al cabo, dado que el número de la IP no varía y es siempre el mismo, se pueden sincronizar y crear servicios entre distintos dispositivos de una misma organización. Por lo que las posibilidades que ofrece son infinitas. 

¿Se puede contratar con un operador de telefonía?

Sí. Como te contamos, es un servicio que ofrecen los operadores de telefonía como tal, por lo que particulares y empresas lo pueden contratar. 

¿Cómo saber qué tipo de IP tengo?

En el caso de que tengas dudas, puedes comprobar si tienes una IP fija llamando a tu operador de telefonía o a la compañía que está detrás de tus servicios de Internet. De este modo, podrá decirte si es fija o dinámica (variable), esto segundo es cuando cambia cada cierto tiempo.

Si por casualidad el operador en cuestión no te dice esta información, hay herramientas en línea para poder comprobarlo. Si ves que no varía y siempre te sale la misma, es posible que sea fija

 

Si te ha quedado alguna duda o necesitas contarnos algo, te esperamos en nuestro Twitter @ensalzacom

¡Gracias como siempre por pasarte!

¿Te apuntas a nuestra newsletter?

* Para cumplir con la nueva Ley de Protección de Datos y que tus datos estén seguros con nosotros, debes leer y aceptar nuestra política de privacidad. Tus datos serán gestionados por nosotros, Ensalza S.L y almacenados en Mailchimp, nuestro proveedor de mailing. No tenemos intención de ceder tus datos a terceros salvo mandato legal y siempre podrás ejercer tus derechos sobre ellos. Puedes informarte sobre nuestra política de privacidad al pie de esta página.

¿Necesitas una web? ¡Contacta con nosotros!